Sacate las esposas para jurar: en medio del juicio por trata de personas, Cabak anunció que irá por la reelección en Macachín y Cantera Popular salió a criticar al PJ

316

Santa Rosa (2b) – Cuando parecía que se empezaban a acomodar los melones en el carro del PJ porque la fórmula Ziliotto – Fernández ya puso primera y los precandidatos en los pueblos definen si van por la unidad o a internas, el anuncio de un jefe comunal que va por la reelección generó polémica.

Es que el secretario de Gobierno municipal de Macachín, Pablo Campo, adelantó a FM Del Sol que Jorge Cabak es el candidato del Partido Justicialista en esa localidad. Lindo momento eligieron para comunicar la intención de ir por un quinto mandato: ayer el fiscal federal Leonel Gómez Barbella pidiera al Tribunal Oral Federal de Santa Rosa que Cabak sea condenado a 6 años de prisión como partícipe necesario del delito de trata de personas, tríplemente agravado por su condición de funcionario público, por ser tres o más víctimas y por ser tres o más los autores. Además, pidió su inhabilitación absoluta para ejercer cargos públicos.

El intenendente de Macachín no había abierto la boca durante las audiencias del juicio hasta la hora de los alegatos, donde sólo respondió preguntas de su abogada defensora. «Nunca violé ninguna norma, pero jamas tuve herramientas del Concejo Deliberante para cerrar el cabaré», indicó Cabak. «Siempre estuve a favor de cerrarlo», insistió el jefe comunal.

Cabak y funcionarios policiales están siendo juzgados por la situación del cabaré «La Chicho Show», que funcionó hasta 2011, y fue cerrado tras una serie de denuncias por la explotación de mujeres, algunas de ellas extranjeras y también menores de edad.

Ni lerdos ni perezosos, los representantes de Cantera Popular salieron a cuestionar no sólo la decisión de Cabak sino también la postura del PJ ante esta situación, recordando lo que sucedió con otros intendentes peronistas como Luis Rogers, de Lonquimay, y David «Sapo» Bravo, en 25 de mayo.

En su cuenta de Facebook, publicaron un posteo al que titularon «INTENDENTES CONDENADOS POR PROXENETISMO EN SUS FUNCIONES. SI ESTÁS EN CONTRA DE LA TRATA DE PERSONAS EN LA PAMPA, COMPARTÍ».

Y agregaron «Copas, pases, mujeres de otras provincias y libretas sanitarias. Primero, Rogers, el intendente justicialista de Lonquimay, todavía en funciones, condenado por trata de personas con fines de explotación sexual, junto con el subcomisario del mismo pueblo. Después Bravo, de 25 de Mayo, ex intendente, condenado por los mismos delitos. Ahora Cabak, intendente de Macachín, con causa en el TOF y en funciones, a quien el fiscal pidió 6 años de prisión.

 

El posteo es acompañado de una imagen de los tres intendentes mencionados con el traje a rayas y agregaron «Todos estos intendentes justicialistas fueron mantenidos en el poder habiendo sido procesados e incluso condenados en causas de trata de personas, abuso de poder e incumplimiento de sus deberes públicos. En todos los casos, la justicia entendió que sin su necesaria colaboración, no podrían haberse concretado.
La trata de seres humanos es la esclavitud de la posmodernidad. Un delito complejo, que no podría llevarse a cabo sin la connivencia política, policial y judicial.
El poder ejecutivo provincial -gobernador, ministros- y el poder legislativo -con mayoría justicialista-, expresaron mediante su silencio cómplice, el aval a estos intendentes, encubriéndolos y sosteniéndolos en sus cargos hasta el día de hoy.
La trata genera víctimas, que en la mayoría de los casos viven en condiciones infrahumanas de esclavitud, que las reduce al nivel de servidumbre con un fin de explotación sexual con fines económicos de los prostituyentes.
La explotación sexual que afecta principalmente a mujeres adolescentes y niñas, se encuentra principalmente en los prostíbulos del país, y entre ellos, una de las provincias más comprometidas: La Pampa».

Y concluyeron «SIN PROSTITUYENTES NO HAY TRATA. CONDENA SOCIAL Y EFECTIVA A INTENDENTES TRATANTES».

Compartir:

Deja tu comentario