Anónimo, aprecio por rajar: Miguel Braun, de los dueños del super, renunció al gobierno de Macri luego de tratar de «hijo de puta» a Alberto

225

Buenos Aires (2b)- El secretario de Política Económica del Ministerio de Hacienda, Miguel Braun, renunció a su cargo ayer semanas después de haber insultado a Alberto Fernández a través de redes sociales. El primo del jefe de Gabinete, Marcos Peña y perteneciente a la familia dueña de la cadena de supermercados La Anónima, se había hecho eco del tuit que trataba de «hijo de puta» al candidato presidencial del Frente de Todos.

«Hoy día llegué a una sabia conclusión de que Alberto Fernández y todo su grupete son unos hijos de re mil putas que se cagan en la estabilidad del país con tal de ganar elecciones», fue la frase de Diego Hartfield que compartió el ahora ex funcionario. Pero este no fue el único cruce de Braun a Fernández, que ayer finalmente saltó el barco antes de que se hunda.

El también ex secretario de Comercio había críticado el cuestionamiento del candidato más votado en la PASO a la fuga de capitales. «Cuando una familia argentina decide comprar dólares para proteger sus ahorros, se contabiliza como ‘fuga de capitales’. Nosotros creemos que los argentinos tienen que decidir libremente cómo ahorrar. Al kirchnerismo le gusta el cepo», enfatizó.

Pocas días después, el control de cambios fue instaurado por su propio gobiernoBraun es propietario de la exportadora de quesos Pampa Cheese, director del Banco Ciudad y sobrino de Federico Braun, el dueño de La Anónima, la cadena de supermercados que monopoliza el mercado en la Patagonia desde 1908.

 

Compartir:

Deja tu comentario