Sacala a volar: Berhogaray propuso declarar «monumento natural» al Águila Coronada para preservar la especie

28
Compartir:

Santa Rosa (2b) -Martin Berhongaray presentó un proyecto de ley en base a los aportes efectuados por el Centro para el Estudio y Conservación de las Aves Rapaces en Argentina (CECARA) dependiente de la Universidad Nacional de La Pampa, cuyo Director es el Dr. en Biología José Hernán Sarasola. El proyecto preservaría al Ave Águila Coronada que se encuentra en extinción

El Dr. Sarasola, quien se desempeña como docente en la UNLPam e investigador de CONICET, asegura que la declaración como «Monumento Natural» que se propone tendrá un impacto directo favoreciendo la conservación del águila coronada que configura una especie categorizada como «en peligro de extinción».

En concreto, se pretende declarar «monumento natural», sujeto a las normas establecidas por la Ley de Parques Nacionales, Monumentos Naturales y Reservas Nacionales Nº 22.351, a la especie animal conocida como «águila coronada» (Buteogallus Coronatus), y encomendar a la Administración de Parques Nacionales en su condición de Autoridad de Aplicación, que compatibilice con la Dirección Nacional de Biodiversidad del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación, el plan de manejo para la especie en las áreas bajo su jurisdicción, ajustándolo a la política faunística nacional.

El águila coronada es el ave rapaz de mayor tamaño que habita los ambientes áridos y semiáridos de la Argentina, con una distribución que se extiende desde el sur de Brasil, Paraguay y Bolivia hasta el norte de la Patagonia Argentina. Su distribución original incluía también a Uruguay, donde la especie se considera localmente extinta desde el año 1930.

Se encuentra categorizada como «En Peligro de Extinción» a nivel internacional por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), con una población global estimada en menos de 1000 individuos reproductores y tendencias poblacionales negativas (Birdlife International, 2021). A nivel nacional, se categoriza con similar nivel de riesgo de extinción (MAyDS y AA, 2017) y se ubica en el apéndice II de CITES (Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Flora y Fauna Silvestre), consideración que implica un estricto control de los organismos gubernamentales en lo que respecta a su comercio o captura.

El docente universitario José Hernán Sarasola afirma que «en nuestro país dos factores fundamentales se han identificado como causantes de este declive (poblacional) y que se suman a las características demográficas particulares de la especie: la pérdida del hábitat y la alta mortalidad de individuos como consecuencia de las actividades humanas».

Diversas acciones se han llevado adelante en distintas provincias del país para lograr una mayor visualización de la problemática que enfrenta el águila coronada. Sin ir más lejos, en el año 2006 el guion del documental titulado «El águila que llora» fue galardonado por el Instituto Nacional de Artes Audiovisuales (INCAA) en el marco del concurso audiovisual «Veamos». Dicho documental se emplea en actividades de extensión y educación en escuelas rurales del centro-oeste de la provincia de La Pampa, declarando la Cámara de Diputados de la Nación su beneplácito por la realización de dicho documental en el año 2008.

En septiembre de 2013, y en el marco de la Reunión Argentina de Ornitología celebrada en la ciudad de Santa Rosa (La Pampa), se anunció el programa de «Conservación del águila coronada en la provincia de La Pampa», llevado adelante por la Dirección de Recursos Naturales de dicha provincia con el aporte de docentes e investigadores del Centro para el Estudio y Conservación de las Aves Rapaces en Argentina (CECARA) de la UNLPam y del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET).

Actualmente, solo cuatro especies animales han sido declaradas como «Monumento Natural» en nuestro país: la ballena franca austral, el yaguareté y dos especies de cérvidos andinos, el huemul y la taruca. De estas cuatro especies, sólo el huemul presenta una categoría de conservación de «en peligro de extinción» al igual que el águila coronada, mientras que las restantes se encuentran ubicadas en categorías de menor riesgo.

Acompañan la iniciativa parlamentaria las siguientes diputadas y diputados nacionales: Lidia Inés Ascarate (Tucumán), Gonzalo del Cerro (Santa Fé), Gerardo Cipolini (Chaco), Gabriela Lena (Entre Ríos) y Lorena Matzen (Río Negro).

Compartir:

Deja tu comentario