Hizo la de Poncio Pilato: Morales le echó la culpa al gobierno y al kirchnerismo por el «caos» en su provincia

103
Compartilo:

Buenos Aires (2b) – El gobernador de Jujuy y precandidato a vicepresidente de Horacio Rodríguez Larreta en Juntos por el Cambio (JxC), Gerardo Morales, compartió una «Carta Abierta por la Argentina de la Paz y la Verdad» donde apuntó contra el Gobierno Nacional y el kirchnerismo, por el «caos» generado en su provincia por las protestas y movilizaciones que generó la reforma constitucional que él mismo aprobó.

En la extensa carta compartida en sus redes sociales, el mandatario provincial habla de la existencia de «sectores violentos organizados (…), que son financiados con recursos públicos» y tienen la única finalidad de «ejercer presión sobre el sistema para obtener más fondos»; que dicha problemática no condice con los objetivos de quienes aspiran a vivir en una sociedad «democrática, libre y plural».

En ese marco, el gobernador indicó que las manifestaciones «se efectúa bajo el amparo» del Gobierno nacional del Frente de Todos (FdT). «Pone como condición, para esa entrega de fondos públicos, el permanente apoyo a su favor o la persecución y hostigamiento a sus adversarios políticos, además de perseguir y violentar a grupos y minorías que no se suman a las acciones políticas definidas por sus cúpulas», aseguró Morales.

También apuntó contra algunas organizaciones sindicales como la CTA, CTERA y SUTEBA, quienes según el gobernador «entregan a sus trabajadores, de acuerdo con lo que surge de las últimas paritarias y las llamadas organizaciones sociales kirchneristas llenan las calles de todo el país». Además, los acusa de no reclamar el fin de la inflación y de que su único objetivo es «alterar la paz y el orden intentando estigmatizar a los dirigentes de la oposición como los responsables de todos los males».

«Prueba de ello es la escena que el kirchnerismo y su mano de obra barata, la extrema izquierda, han intentado montar en la provincia de Jujuy», aseguró nuevamente luego de varias publicaciones realizadas en sus redes apuntando contra el oficialismo. Y añadió: «Han intentado usar el conflicto real del salario de los docentes jujeños, pretendiendo erigirse en defensores de la educación pública, pero nada dicen acerca de que el reclamo docente es consecuencia de la pérdida de salario real por la irresponsabilidad de su gobierno que llevó la inflación al 140%».

A su vez, Morales sostuvo que desde los sindicatos «agitan reclamos en Jujuy y al mismo tiempo entregan a los compañeros del resto de las provincias», señalando que nunca peticionan ante las autoridades del nacionales o bonaerenses del FdT sino que solo se movilizan «a la Ciudad de Buenos Aires y Jujuy, a estigmatizar a las otras fuerzas políticas y a hablar de dictaduras ante cualquier atisbo de poner orden democrático»

En la misma línea, el gobernador jujeño denunció que el Gobierno Nacional envió abogados, funcionarios y agentes de inteligencia a las comunidades originarias para «intranquilizar y convulsionar a los pueblos con mentiras, tales como que la nueva Constitución de la provincia los despoja de sus tierras y les prohíbe la protesta». Con respecto al tema, aseguró que hasta el inicio de su gobierno -en 2015- esos pueblos no participaban ni se les consultaba previamente sobre los proyectos gubernamentales que los afectaban.

«Vinieron a alterar la paz lograda porque en Jujuy, el Estado provincial no reconoce el corte de calles y de rutas como una modalidad de protesta sino como un delito», añade tras aclarar que no estaba prohibida la protesta en el territorio. Y sostiene: «El instrumento para amenazar la democracia de parte de sectores que cabalgan sobre el discurso de la exclusión es el caos. En Argentina, el caos está siendo organizado por el kirchnerismo, (…) lo que buscan es condicionar la democracia y a las autoridades legítimamente construidas».

«Los delincuentes a la cárcel y los dirigentes sociales honestos cumpliendo su tarea para llevar dignidad a nuestros conciudadanos excluidos, eso les duele. Por eso tanta violencia. Si se acaba la impunidad, se acaba el caos y si se acaba el caos, se acaban sus privilegios», expresó. Acusó a quienes protestan de «impostores», que «alientan una desestabilización» del gobierno democrático y a quienes señala por llevar adelante una «dictadura de las minorías».

«Lo hacemos en Jujuy y lo vamos a hacer en la Argentina, como lo hicimos siempre: defendiendo la Constitución y la ley», sentenció Morales.

Compartilo:

Deja tu comentario