Te-roba en las encuestas: Les asoma arriba el radical «no lanzado» y se están comiendo las uñas en la UCR y el PJ

1809

Santa Rosa (2b)- Decí que no hacemos operaciones porque tiramos para todos lados por igual y casi nunca nos equivocamos. Puede ser a veces con el pronóstico del tiempo, a lo sumo. Te queremos contar con detalles cómo viene la puja a la gobernación desde los distintos frentes y así, de tanto indagar, ahora nos cayeron los números, de varios lados, que no te vamos a detallar para no mandar al frente a nuestras fuentes de suministros, pero sí nos habilita a decirte quien está sorprendiendo. Se trata nada menos que del último que evalúa meterse en la compulsa radical, el ex intendente y diputado nacional Francisco Torroba, quien empieza a sacar los primeros porotos sobre sus correligionarios y también sobre Carlos Mac Allister… ¿Le patean en contra los propios radicales? ¿El PJ está metido al medio?

No eches humo por la cabeza para ver de dónde sacamos estas cosas. Si querés, podés seguir leyendo lo de siempre, y que después te estallen las granadas en la cara. Igual, te vamos a decir la verdad: la situación dentro de la UCR está bastante complicada, y en Cambiemos ni te cuento. Por esa razón ni nos hablan, pero siempre hay resquicio para avanzar.

Es que por un lado Mac Allister no se mueve del designio del presidente Mauricio Macri y está convencido que debe ser el candidato en La Pampa. Por el otro, el senador nacional Juan Carlos Marino y el diputado nacional Daniel Koroneberger avanzan por su lado para imponerse como candidatos, y la aparición de Torroba no hizo más que mover el tablero porque arrojó números que, al menos, dejan en claro que mantiene una ventaja en torno al 5 por ciento por encima del segundo de sus competidores.

El «rebelde» (con perlita incluida)

Pero a Torroba, aunque no lo creas, también le da el resto para pelear de lo lindo si decidiera intentar competir por la intendencia, en parte por la buena imagen que dejó en su paso por la comuna de Santa Rosa. Desde el PRO, aunque buscan el candidato propio, respirarían aliviados con esta posibilidad y no te extrañe que hasta intenten fogonearla. Es que si Mac Allister lograra alcanzar un acuerdo de ese tipo, tendría enfrente a Marino junto a Leandro Altolaguirre.

¿Y por qué? En principio porque Torroba fue catalogado en Cambiemos como rebelde en su último paso como diputado nacional. Hasta te podríamos decir que fue una especie de gurú que en 2016, durante el debate por el primer presupuesto para Mauricio Macri, cuando armó flor de revuelo al cuestionar el proyecto que, si bien aprobó en general, le hizo varias observaciones que si no supieras que tienen 3 años, te creerías que son de ayer: Es que advirtió sobre el endeudamiento, las altas tasas y la falta de coordinación entre los equipos económicos y el Banco Central, y hasta concluyó: «Es el combo perfecto para la tormenta perfecta»… Y acá estamos.

Pero vos te preguntarás qué tiene que ver este video. Bueno, en principio para decirte que no mucho cambió en la visión de Torroba sobre la gestión, al menos en materia económica, de sus «aliados» del gobierno nacional. Peero, pero… Nos cuentan que aún mantendría algún tipo de nexo con el PRO, de simple diálogo político, algo que no ocurre, curiosamente, con uno de los principales referentes de su propio partido, Juan Carlos Marino.

¿Pasa algo ahí? Creemos que sí, no puntualmente entre Torroba y Marino, sino más bien en las capas más subterráneas. Pero eso te lo vamos a contar más adelante. Cuestión, el senador nacional está embarcado en una alianza con Leandro (que busca la reelección) e Hipólito Altolaguirre, sin dejar de lado obviamente a otro pura sangre roja y blanca, Martín Berhongaray.

En honor a la verdad, el PJ hoy no está para bailar partituras ajenas. No son santos, olvidate, pero la interna sorda que atraviesa con varios actores en juego mientras Carlos Verna aún se mantiene afuera de la lista, hace que los esfuerzos estén hoy centrados en campo propio… Algunas cositas hay, pero hoy no te las vamos a contar.

Volviendo al tema, Torroba no habla, y concretamente no decidió si quiera si será finalmente candidato a gobernador o, tal vez (casi improbable), intendente. Pero en su entorno y en otros del propio partido, temen que la interna desate alianzas non sanctas para echar a naufragar lo que, a todas luces, puede significar una oportunidad histórica para la oposición en La Pampa.

En este diagnóstico no estaría mal olvidarse de Kroneberger, que en el marco de sus aspiraciones sí apunta a entablar diálogos en busca de consensos y, por el momento, se mantiene en conversaciones con Torroba.

Todas estas especulaciones seguramente se empezarán a disipar con más fuerza el 27 de este mes, cuando se concrete la ansiada Convención Provincial de la UCR. Si bien se espera un pronunciamiento oficial, si querés light, habilitando al partido a avanzar en alianzas con otras fuerzas, la pelea dura estará librándose bien puertas adentro, y un poquito también hacia el PRO, mientras sigue sin consolidarse la ya casi imposible Mesa Cambiemos en La Pampa.

 

Compartir:

Deja tu comentario