Drogas, alcohol, rutas y nocturnidad: El gobierno provincial se reunió con intendentes para abordar problemáticas sobre los jóvenes

425
Compartilo:

Santa Rosa (2b)- Como había prometido el gobernador Sergio Ziliotto en campaña, “gobernar con los intendentes”, hasta el momento hay buenas señales de que se comenzó por este punto. En este marco, los ministros de Gobierno, Justicia y DD.HH. y de Seguridad, Daniel Bensusán y Horacio di Nápoli, participaron de una reunión con los intendentes de San Martín, Bernasconi, Jacinto Aráuz y Alpachiri, para abordar temáticas vinculadas a la nocturnidad como el consumo de alcohol en los jóvenes pampeanos, mayor control en las rutas y en las fiestas locales. En la reunión, los ministros coincidieron  en “que los equipos técnicos de ambos ministerios están a disposición de las comunas para colaborar en la redacción de las ordenanzas respectivas, y hacer frente a estas problemáticas, con un marco regulatorio común”; pero también,  se hizo énfasis en el rol de las familias. Además, participio el Jefe de La Policía Roberto Ayala y el  fiscal Raúl Miguez, de la tercera circunscripción judicial, representando al Ministerio Público.

Uno de los puntos que se desarrollaron en la reunión entre el gobierno provincial y los intendentes fue el de los controles de alcoholemia en las rutas, sobre todo en los jóvenes. En este sentido, Bensusán  que se escucharon las necesidades de las localidades y se dieron a conocer los elementos que puede aportar el Gobierno Provincial “respetando las autonomías municipales y las herramientas locales que debería tener. La policía colabora en los controles municipales que se deben hacer, y hoy estamos coordinando las acciones y las funciones que debe tener cada área”, dijo.

Además, el ministro de gobierno resaltó que el nuevo Código Contravencional Provincial da un marco, dentro de las competencias que tiene la Provincia para regular, “pero el tema de habilitaciones, horarios y controles pertenecen al ámbito de las autonomías municipales. Lo que se intenta en esta reunión, a pedido de los municipios, es que estas cuatro localidades tengan uniformidad de criterio y de normativas. Que las prevenciones, horarios de apertura y cierre y controles sean los mismos. De esta manera los chicos no andarán por las rutas, porque en una localidad se cierre a una hora y a 20 kilómetros se cierre después”.
“En estas cuestiones no existe la competencia provincial. Podemos establecer parámetros marco generales, si nos ponemos de acuerdo, para que después todos los municipios adhieran la normativa local y provincial”, agregó Bensusán.

Por otro lado,  el ministro di Nápoli se mostró optimista en la posibilidad de que, a través de la regionalización, se puedan llegar a consensos en toda la provincia. “Queremos un consenso en serio, porque los temas son varios y es más fácil ir logrando acuerdos de esta manera. Los problemas en espectáculos deportivos, nocturnidad y consumo de sustancias prohibidas son solo algunos de los que se deben hacer frente coordinadamente. Los estamos abordando con los intendentes, los inspectores municipales y los jueces regionales. Debemos interactuar y abordar las problemáticas en forma conjunta”, dijo el funcionario

“Nosotros, desde la administración provincial, podemos colaborar y ayudar, pero es el municipio el que tiene que llevar adelante todas estas cuestiones, a nivel territorial. Las intendencias, a través de sus inspectores, cuentan con el apoyo policial para hacer cumplir las ordenanzas que se dicten en cada una de las localidades para regular nocturnidad y habilitaciones”, añadió.
Bernsusán y di Nápoli coincidieron en señalar que los equipos técnicos de ambos ministerios están a disposición de las comunas para colaborar en la redacción de las ordenanzas respectivas, y hacer frente a estas problemáticas, con un marco regulatorio común.

Por su parte, el intendente anfitrión, Raúl Espir, fue el convocante y organizador de la reunión. Rescató el valor de esta jornada de trabajo, “tengo que agradecer la colaboración de los ministros que vinieron, y la ayuda para poder enfocarnos en estas problemáticas comunes a nuestros pueblos. Compartimos la preocupación de poder mejorar algunas situaciones, sobre todo nocturnidad y otras derivadas de la misma”.
Espir agradeció especialmente “al gobernador Sergio Ziliotto, porque en la reunión que tuvimos en Winifreda, habló de gobernar para todos los municipios, y la verdad es que hoy está cumpliendo con su palabra. La presencia de dos ministros de su gabinete, hablan del cumplimiento de la palabra empeñada”, aclaro Espir sobre las señales del nuevo gobernador hacia la pampa profunda.

Otra de las participantes del encuentro fue la jefa comunal de Jacinto Aráuz, Gabriela Labourie, para quien lograr acuerdos en las regulaciones permitirá “que los chicos estén en sus respectivos pueblos y no deambulen por las rutas”.
“Debemos tratar de resguardarnos todos: las autoridades que toman las decisiones, la policía, las familias y la sociedad toda, en cuanto a nocturnidad, consumo de alcohol y de estupefacientes. Es una realidad de la que tenemos que hacernos cargo todos”, concluyó.

Por último, se hizo hincapié en el rol de las familias en estas problemáticas como aliado de los estados municipales y provinciales, para encontrar soluciones a las problemáticas como el consumo de alcohol en los jóvenes fue un tema en el que coincidieron los presentes.
“A veces los chicos ya llegan a los boliches o a las fiestas con alcohol. El primer control que se debe hacer es el familiar. Está la prohibición de la venta, se deben hacer mayores controles, pero el primer paso es en los hogares”, concluyó Bensusán, mientras que Di Nápoli manifestó que “más allá de que la responsabilidad del Estado está, la base es la familia”.

Compartilo:

Deja tu comentario